El tiempo es uno de los grandes tesoros de la existencia humana. Un bien que adquiere su máxima expresión en el presente. Es en la actualidad de cada momento donde tenemos capacidad de influir para decidir qué queremos hacer. El desarrollo personal está directamente vinculado con la felicidad. De hecho, una causa de insatisfacción es tener la sensación de estar estancado ya sea a nivel profesional o personal.

El autoconocimiento refuerza tu diálogo interior en torno a preguntas y respuestas que te ayudan a descubrirte a ti mismo. No existe un único camino para potenciar esta introspección. El coaching es un proceso enriquecedor, pero existen otros itinerarios posibles. La inteligencia emocional, el mentoring o la PNL también te ofrecen recursos de ayuda para mejorar tu vida. De hecho, en el desarrollo personal intervienen distintos factores que se complementan. En Crearte Coaching enumeramos estas seis razones para invertir tiempo en tu autoconocimiento.

1. Superar creencias limitantes

Las causas que impiden el cumplimiento de un objetivo no siempre se contextualizan en el ámbito de los factores externos. Uno de los principales frenos en el desarrollo personal tiene la forma de creencias limitantes que llevan al protagonista a no ser plenamente consciente de su verdadero potencial.

Para transformar una creencia limitante, en primer lugar, es importante identificarla. Y, para ello, es necesario invertir tiempo en el desarrollo personal.

Conectar con un universo de posibilidades

2. Conectar con un universo de posibilidades

El desarrollo personal nos posiciona en un horizonte en el que somos protagonistas como creadores de nuevas oportunidades a través de las decisiones, las acciones y la determinación de un propósito. Existe un deseo que es universal en el corazón de todo ser humano: ser feliz.

Y, en relación con esta expectativa vital, también nace una contradicción frecuente: el anhelo de buscar un cambio, sintiendo el temor que produce distanciarse de esa zona de comodidad. Por tanto, el autoconocimiento nos ayuda a identificar diferentes alternativas.

Los cambios más significativos de la existencia, con frecuencia, se producen a partir de una transformación interna. Por ejemplo, antes de dar un primer paso hacia una meta, has visualizado previamente esa imagen que te inspira.

Crecer a partir de la experiencia

3. Crecer a partir de la experiencia

Tu presente te aporta la oportunidad de tomar nuevas decisiones. Pero tu pasado también te ofrece la perspectiva de valiosas lecciones. Para potenciar este legado de sabiduría es esencial reflexionar en torno a esta experiencia mediante la introspección sincera. En definitiva, este proceso vital nos ayuda a evolucionar.

4. Resiliencia

Las circunstancias externas influyen en la biografía de cada ser humano. Pero, al mismo tiempo, la lectura de aquello que sucede no solo puede basarse en la descripción de datos observables. Cuando compartes tiempo contigo mismo, descubres tu ser único e irrepetible. Dispones de recursos muy valiosos para hacer frente a posibles obstáculos que te separan de un objetivo importante. Y también tienes la capacidad de aprender nuevas habilidades.

Alimentar la mejor versión de uno mismo

5. Alimentar la mejor versión de uno mismo

El propósito de alimentar este potencial no está condicionado a ninguna otra meta posterior. El propósito de ser nuestra mejor versión, cuando esta motivación es sincera, encuentra un sentido profundo en sí mismo. Una mejor versión que no debe confundirse con una búsqueda de perfección. El desarrollo personal nos ayuda a poner en perspectiva qué es aquello verdaderamente esencial frente a otras cuestiones que resultan secundarias.

6. Aprovechar el tiempo de verdad

Existen acontecimientos que nos recuerdan la imposibilidad de retroceder en el tiempo. A veces, nos cuesta aplicar en la práctica de la experiencia aquellos mensajes que nos inspiran en la teoría. Por esta razón necesitamos dedicar tiempo a nuestro desarrollo personal a lo largo de la vida. Aprendemos conceptos nuevos. Pero, también, profundizamos en torno a cuestiones esenciales que resultan universales. Vivir el presente es una misión de vida. Y el desarrollo personal nos ayuda a poner el foco de atención en esta cuestión, más allá de las posibles distracciones que encontramos en nuestro camino.

Por tanto, el principal motivo para invertir tiempo en tu autoconocimiento es que, en ausencia de este espacio de calidad, es difícil lograr el objetivo sincero del encuentro con uno mismo. ¿Cuáles son tus motivos para invertir tiempo en tu desarrollo personal? En Crearte Coaching, Tu Escuela de Coaching, PNL e Inteligencia Emocional en Madrid, impartimos cursos y talleres online que te ayudarán a potenciar tu introspección.

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Abrir chat