Una de las decisiones más importantes que una persona toma en su camino hacia la etapa adulta tiene que ver con su futuro laboral. Es decir, es importante concretar la vocación profesional que puede ser el punto de partida de una trayectoria laboral exitosa, y lo que es más importante, feliz.

Existen personas que eligen los estudios universitarios o la formación profesional de acuerdo a las supuestas salidas laborales que ofrece esa modalidad académica, cuando en realidad, una persona tiene más posibilidades de triunfar en su profesión cuando realiza una actividad que de verdad le gusta.

Las personas pasan tanto tiempo en horario de oficina que merece la pena considerar este factor para invertir en decisiones que propicien el bienestar personal. ¿Cómo descubrir cuál es tu vocación profesional?

1. Analiza con detenimiento tu trayectoria académica para identificar qué materias han sido las que más te han gustado. Y por el contrario, qué asignaturas no despiertan tu interés del mismo modo.

2. Enumera una lista con cinco virtudes especiales que definen tu marca personal. Este ejercicio te permite conocerte mejor a ti mismo y tomar conciencia de cuál es tu talento.

3. A modo de coaching, para profundizar en cuáles son tus inquietudes profesionales puedes hacerte las siguientes preguntas: ¿Qué actividades te estimulan especialmente? ¿A qué profesionales admiras y por qué? ¿Cómo sería tu trabajo ideal y cómo imaginas un día perfecto en tu jornada laboral? ¿Cómo te visualizas a ti mismo desde el punto de vista profesional dentro de cinco años?

4. Como si se tratase de una ecuación matemática busca el modo de unificar el talento y tu felicidad a través de una profesión: ¿Qué trabajo consideras que puede darte esta posibilidad?

5. Escucha tu sentimiento interior ya que con frecuencia, éste es el mejor indicativo para saber si una profesión te hace feliz o no. Por ejemplo, una persona que experimenta una vocación especial por la enseñanza siente motivación, ilusión y optimismo ante la idea de orientar su carrera en esa dirección.

Por el contrario, una persona que se plantea tomar un camino contrario a su vocación, experimenta una especie de nudo en el estómago que muestra la tristeza de una opción que es contraria a los deseos personales. Es importante dedicar tiempo para reflexionar sobre esta decisión.

6. Concreta tres posibles opciones. Tres caminos que pueden encajar en tus expectativas. Posteriormente, elabora un orden de prioridades en esta lista de alternativas con el objetivo de poner en orden tus ideas.

7. Hablar con un profesor de confianza puede ser una buena medida para que el tutor pueda orientar al alumno como un mentor. Del mismo modo, un proceso de coaching puede ser una fantástica herramienta para reflexionar sobre qué camino es aquel que mejor se adapta a la felicidad laboral.

8. Esta decisión es importante, sin embargo, conviene recordar que en caso de tomar una opción que luego no se adapta a las expectativas personales, siempre existe la posibilidad de cambiar de opinión para buscar una alternativa mejor. Es decir, la experiencia es un valor muy importante.

Por ello, más allá de la edad, cualquier persona está a tiempo de perseguir su verdadera vocación. En ese caso, lo importante es buscar los medios adecuados para tal fin. Por ejemplo, es importante contar con la formación necesaria para el desempeño profesional de una actividad.

9. Deja de lado las excusas del tipo: “No tengo tiempo”, “no estoy preparado para lograrlo”, “existen pocas posibilidades de alcanzar el triunfo en ese sector con baja oferta de empleo”. Existen películas pedagógicas que muestran el valor de la verdadera vocación: Criadas y Señoras muestra el sueño de una joven que quiere ser escritora.

 10. Más allá de cuál sea el futuro laboral de un trabajador, conviene recordar que el conocimiento siempre es positivo. Es decir, el conocimiento como puente hacia la sadiburía no es solo un medio, también un fin que aporta libertad interior, crecimiento personal y apertura en la toma de decisiones. Nunca pierdas tus ganas de aprender: adopta el rol de ser un constante alumno de la vida.

Lucha por convertirte en la persona que quieres llegar a ser pero hazlo desde hoy cuando puedes dar el primer paso hacia tu meta. En un contexto de crisis económica, muchos profesionales se reinventan a sí mismos y abren nuevas puertas porque la vida también es un ejercicio de creatividad.

Y para terminar nos gustaría ofrecerte algunos de nuestros curso en los que podrías descubrir tu vocación profesional:

Foto – Pexels

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…