Encuesta sobre Indicadores de Malestar en Coaching

 

 

El objetivo de la presente encuesta es medir tu grado de bienestar y/o malestar en el desarrollo de tu práctica como coach, tanto antes como durante y después de las sesiones de coaching con tus clientes.

Para ello te invitamos a leer las afirmaciones que se recogen a continuación, y a elegir la respuesta que más se corresponda con tu realidad actual, para cada una de las afirmaciones propuestas.

Solo te llevará 5 minutos y los resultados son totalmente confidenciales.

Agradecemos muy sinceramente tu participación.

Indicadores de Malestar en Coaching
1. Antes de la conversación de coaching me cuesta identificar con claridad mis emociones en relación al acompañamiento que estoy realizando
2. Antes de la conversación de coaching me cuesta identificar cómo me siento físicamente en relación al acompañamiento que estoy realizando
3. Tengo muchas expectativas sobre mi desempeño como coach antes de iniciar una conversación de coaching
4. Me genera malestar durante las conversaciones de coaching la idea que el cliente no tenga todas las respuestas que necesita para avanzar en sus objetivos
5. Me genera malestar durante las conversaciones de coaching no encontrar las preguntas que el cliente necesita para avanzar en sus objetivos
6. Me genera malestar pensar que el coaching como disciplina “no directiva” no sea suficiente para que el cliente avance en sus objetivos
7. Me genera malestar anticipar que el cliente conteste “no sé” a alguna de mis preguntas
8. Me genera malestar que el cliente realmente conteste “no sé” a alguna de mis preguntas en las conversaciones de coaching
9. Me genera malestar anticipar que el cliente no va a saber identificar sus objetivos
10. Me genera malestar que al cliente realmente le cueste identificar sus objetivos
11. Me genera malestar anticipar que el cliente no sabrá cómo identificar qué se lleva de la conversación de coaching
12. Me genera malestar que al cliente realmente le cueste identificar como sabrá que se lleva lo que quiere llevarse al final de una conversación de coaching
13. Siento que me apego a mis propios juicios sobre el cliente en las conversaciones de coaching
14. Tengo una gran cantidad de pensamientos que me impiden escuchar activamente a mi cliente durante la conversación de coaching
15. Durante la conversación de coaching me cuesta ser consciente de cómo me siento emocionalmente
16. Durante la conversación de coaching me cuesta ser consciente de cómo me siento físicamente
17. Me cuesta dejar de pensar en lo que el cliente "debería" hacer durante la conversación de coaching
18. Creo tener las respuestas a lo que el cliente necesita durante las conversaciones de coaching
19. Tengo expectativas sobre la consecución del objetivo de mis clientes que me impiden "dejar ser" al cliente
20. Me distrae mi propio diálogo interno durante las conversaciones de coaching
21. Me cuesta mostrar mi propia vulnerabilidad durante las conversaciones coaching
22. Me incomoda que el cliente se quede en silencio
23. Me cuesta sostener los silencios del cliente durante las conversaciones de coaching
24. Me genera malestar el “no saber” durante las conversaciones de coaching
25. Siento malestar al abordar las dificultades que el cliente encuentra durante las conversaciones de coaching
26. Siento necesidad de dar soluciones a los clientes durante las conversaciones de coaching
27. Me sobre-identifico con las emociones de mi cliente
28. Me genera malestar profundizar en las emociones del cliente
29. Después de la conversación de coaching me siento agotado físicamente
30. Después de la conversación de coaching me siento agotado mentalmente
31. Después de la conversación de coaching me surgen pensamientos como "lo hubiese hecho mejor" "no lo hice bien"
32. Después de la conversación de coaching siento inseguridad por el resultado de la sesión
33. Después de la conversación de coaching me quedo pensando durante el día sobre lo que ocurrió con mi cliente
34. Me genera malestar cuando los clientes se extienden mucho en su discurso y se dispersan, costándome reenfocarles
35. Me cuesta darme un espacio de tiempo para poder pensar en mis preguntas
36. Me genera malestar cuando el cliente no conecta con su yo interno y se queda a un nivel más superficial
37. Siento estrés cuando tengo que controlar el tiempo de las sesiones grabadas para mentorización y/o certificaciones
38. Después de la sesión me cuesta desconectar de lo ocurrido con el cliente y retomar mis labores cotidianas
39. Me anticipo pensando "si le hago esta pregunta no la va a entender"
40. Me genera malestar no tener una guía de preguntas o los apuntes a la mano durante la sesión de coaching

Agradecemos su colaboración.

Compárteme

¡Comparte este artículo con tus amigos!

Abrir chat